contáctenos / qué es? / inicio /
 

 

CALCO con el apoyo de la Secretaria de Cultura y Turismo de Santiago de Cali, presenta Entre Mundos,  exposición individual de la artista mexicana Mónica Espinosa en el Centro Cultural de Cali. Se trata de una instalación compuesta por dos proyecciones y una serie de fotografías.

"Los ánades no pretenden dejar su reflejo, ni el agua piensa recibir su imagen".
Basho

La vida se mueve, transcurre de forma constante y sin detenerse, el  todo y la  nada se construyen y destruyen en un mismo acto con frecuencia sin espectadores. Solemos creer que somos consientes de los cambios y transformaciones de nosotros  y del entorno, que podemos atestiguar el universo como si fuésemos el centro de la existencia, olvidando la fragilidad con la que estamos inmersos en el acontecer vital  que da  funcionamiento al todo. 

Mónica Espinosa presenta en esta exposición un señalamiento,  documenta aquello que nos es imposible ver de forma simultanea:  hay un panel en la mitad de la sala de exposición con dos proyecciones una de cada lado del panel. De un lado observamos un espacio en donde una serie de objetos se encuentran en una posición de “reposo”, del otro lado del panel vemos los mismos objetos después de haber cambiado esa “posición original”.  Algo o alguien genero un movimiento, un acontecimiento que no vemos pero la imagen evidencia  nuestra imposibilidad de intervenir o conocer, el cómo? o el porqué? Ocurrió este movimiento.

Alrededor de la sala vemos también una serie de 16 fotografías tomadas a los trípodes que documentan los hechos, no podemos protagonizar, ni ser el centro de lo que ocurre, solo podemos observar sin oponernos o aprobar. Si de una lado del panel vemos la fotografía de un espacio,  no nos es posible de forma simultanea ver la proyección que esta del otro lado. Pero si visualizamos los Trípodes que se transforman en testigos  de estas breves composiciones separadas aparentemente por nuestro gesto al tratar de observarlas de cada lado del panel.

Los ánades no pretenden dejar su reflejo sobre el agua, nadan, flotan sobre ella, el agua tampoco piensa recibir su imagen, ambos, lo ánades y el agua producen una imagen quizá involuntaria, coexisten y sus actividades se cruzan y afectan. Así mismo Mónica Espinosa presenta esta pieza en donde cada lado del panel y los trípodes, coexisten, se afectan y nos ubican como un elemento que hace parte de este encuentro aparentemente indiferente.  No hay caos solo estancias incalculables.

Yohanna M. Roa

THE HELPERS

Un tronco. Una cafetera. Un banco. Una roca…….

¿Pueden estos objetos sostener una obra?

Gran parte de la historia del arte ha privilegiado la estética esencialista de las cosas oponiendo la utilidad a la belleza. Los tripiés de Mónica Espinosa, en cambio,  ponen en cuestión  ese vínculo primigenio del arte y su funcionalidad. El tripié se convierte en el sostén de un mundo y una mirada: la cámara. Pero el tripié  es también  la pieza artística: una instalación  rudimentaria y, a la vez,  una escultura. Un montículo hecho de objetos marginales que redescubren su posición: son los ayudantes del fotógrafo ingenioso que se ha dado cuenta de que la verdadera obra nunca se ve. Obra situada en los intersticios,  obra puesta al desnudo que sólo busca consumarse  en  el proceso mismo de su realización.

Si la relación más inmediata del espectador con el arte acontece gracias a un documento,  a la posibilidad de contemplar la copia de esa  obra lejana del museo; las fotografias/testimonio de Mónica Espinosa inmortalizan así el arte efímero de las composiciones  periféricas: otorgan el protagonismo a los objetos nimios sin los cuales nunca habría obra. Y, en este caso,   ¿La obra es la fotografía? ¿La obra es la pieza instantánea?

Las dieciséis fotografias de The Helpers son el encuentro feliz de lo que, por primera vez, no veremos: ese universo  misterioso que  la cámara delata  siempre. Hoy apenas se nos sugiere: ¿frente al tronco un bosque?, ¿frente a la roca  una montaña?  Y dentro de ese mundo, con un poco de suerte, vemos también al fotógrafo frente a su obra,  descubriendo el artificio especular de su trabajo y dando a las cosas el sitio adecuado.

Isaura Contreras.

Mónica Espinosa
México 1977. Licenciada en Artes Plásticas por la Escuela Nacional de Pintura, Escultura y Grabado "La Esmeralda" (INBA, México DF); técnica en Fotografía por la Universidad Nacional Autónoma de México, y estudiante de intercambio en el programa de Bellas Artes del Statliche der Bilbenden Kunste Karlsruhe, Alemania. Su obra ha sido expuesta en renombrados espacios internacionales, como el Museo Nacional Centro de Arte Reina Sofía en España, el MALBA de Buenos Aires, el Museo Ex Teresa Arte Actual en México, entre otros.  Ha sido acreedora de reconocimientos otorgados por prestigiosas instituciones como la residencia del FONCA en Banff Centre en Canadá, la beca Jóvenes Creadores del FONCA, la beca para Estudios Internacionales de la Colección Jumex y el Government Scholarship Baden Wutemberg para la Kunst Akademie en Karlsruhe, Alemania.

-